Los 5 derechos de los gerentes

Por: Bárbara Kurka
Vistage México Feb 24, 2016

En mis más de 20 años de experiencia como coaching manager, las preguntas más frecuentes que oigo comienzan con: “¿Puedo decir…?” o “Tengo derecho a pedir…?”
Las empresas y, en particular, sus departamentos de Recursos Humanos, a menudo pasan un tiempo considerable explicando los derechos de los empleados; sin embargo, pasan poco tiempo definiendo los “derechos” de los gerentes.

Ya sean gerentes experimentados o novatos, ambos tienden a cometer errores para evitar ofender a un empleado o meterse en problemas legales. Años de entrenamiento sobre cómo evitar las reclamaciones de acoso han dado lugar a la parálisis gerencial.

CEO-chief-executive-officer

Aquí hay cinco “derechos” que ayudarán a los administradores obtener lo mejor de su personal:

1) El derecho a establecer con claridad las expectativas
Explica exactamente lo que quieres de tus empleados, en un lenguaje claro y conciso.
Piensa cuántas veces te has preguntado qué es lo que tu propio jefe quiere de ti. La claridad es especialmente importante en nuestro mundo cada vez más global y diverso. No somos una sociedad homogénea. No podemos darnos el lujo de suponer que todo el mundo sabe qué hacer y cómo hacerlo.

2) El derecho a esperar el máximo rendimiento
Deja que tus empleados sepan que esperas lo mejor de ellos día tras día. ¿Acaso, no todos los gerentes esperan el máximo rendimiento? Bueno, algo así . Muchos son reacios a expresar lo que se consideraría como el máximo rendimiento y la forma de lograrlo. Los gestores prefieren aceptan deficiencias en lugar de enfrentarse a los problemas de rendimiento de un empleado.

3) El derecho a efectuar cambios
Muchos gerentes intentan cambiar las conductas de sus empleados para lograr el éxito sin buenos resultados. Si bien es difícil cambiar la naturaleza de una persona, sí se puede examinar lo que está pasando – o no – en términos de su desempeño.

Para fomentar el máximo rendimiento de tus empleados, debes seguir los siguientes pasos:

  • Establecer desde un principio las expectativas de comportamiento.
  • Proveer al empleado con todos los recursos necesarios.
  • Llevar a cabo juntas periódicas para platicar sobre su desempeño.

4) El derecho a despedir empleados
Si el empleado no es adecuado para el trabajo, y no se puede utilizar de manera efectiva en otra posición, entonces puedes despedirlo.
Sin embargo, antes de hacerlo, asegúrate de haber tomado todas las medidas necesarias para minimizar el riesgo de una demanda.
Si tu empresa cuenta con una política de disciplina, debes seguirla. Si no es así, debes dar una advertencia verbal acerca de los malos resultados, seguido de una advertencia por escrito si no hay mejora.

A continuación, debes poner al empleado en un periodo de prueba, destacando los resultados específicos que debe alcanzar con el fin de mantener su trabajo . Si las condiciones de dicho periodo no se cumplen, despide al empleado con respeto y dignidad.

5) El derecho a cometer errores y solucionarlos
Como gerente, tienes el derecho a cometer errores, admitirlos y corregirlos. Está bien cometer errores. Cuando esto pase, ganarás el respeto y la confianza de tus empleados si primero lo admites y luego lo enmiendas.

 

Estos son los cinco derechos fundamentales para cualquier gerente. Todos toman tiempo y energía. Sin embargo, como cualquier buena inversión; una fuerza de trabajo más productiva, relajada y eficaz valen la pena.

Bárbara Kurka es miembro Vistage en la ciudad de Nueva York y tiene más de 20 años de experiencia en Recursos Humanos.

Dejar un comentario